Chateau Branaire



  • 2
  • 1990
  • German Frers
  • CNB
  • Aluminio
  • 26,50 m / 86’11’’
  • 6,80 m / 22’4’’
  • 3,10 m / 10’2’’
  • 85 t / 185.425 lb
  • 19 t / 41.895 lb
  • Queche
  • 363 m² / 3.906 pies²








 



Para este 87 pies destinado a un propietario francés íntimamente ligado a la historia de CNB, colaboramos de nuevo con Germán Frers. Un poco más corto que Mari Cha II, Château Branaire también cambia de programa ya que se utiliza principalmente en chárter. Esta finalidad explica la elección del aparejo de queche, por cierto, el único en la historia de CNB. La fórmula está anticuada, pero sus ventajas son conocidas y reales: división del velamen con superficies más razonables de manipular, equilibrio jugando sobre el artimón y las velas delanteras dispuestas en balandra con yankee y trinquetilla... Combinado con una carena muy simétrica con unos importantes lanzamientos, el conjunto proporciona una comodidad y una sensación de seguridad extraordinarias en alta mar.
Construido íntegramente en aluminio, Château Branaire es un yate muy acogedor, con su bañera de pasajeros entre las dos perchas, totalmente desprovisto de acastillaje. La caseta de caída vertical en la proa sigue en brazola hacia la popa para envolver la bañera de mando con un solo trazo, característico de los planos del arquitecto argentino. El interior es bastante clásico con un tratamiento original de la mesa de mapas. Dispuesta en un semicilindro al pie del descenso trasero, termina en cono en el techo hacia una cubierta circular formando un tubo de luz. ¡El conjunto tapizado de cuadrantes y botones no dejó de impresionar en la época!